Dos días después del giro de guion que ha acabado con jaume colboni como alcalde de Barcelona, ​​​​aún con el intercambio de reproches bien vivo entre partidos, las negociaciones continúan con el Diputación de Barcelona en el horizonte más inmediatamente. El PSC asegura que, pese haberle arrebatado la alcaldía a Javier Trias, las conversaciones se abren con Junts, de la misma manera que lo están también con ERC y los Comuns. Los socialistas no han escondido en ningún momento que su prioridad es reeditar una alianza que, aseguran, ha funcionado a la perfección en los últimos cuatro años.

«Hacemos una valoración muy positiva del pacto con Junts», ha asegurado el portavoz del PSC, Elia Tortolero. De hecho, el propio Trias se ha mostrado partidario, en declaraciones a TV3, de aislar la siutacion que personalmente ha tenido qu’afrontar en Barcelona del acuerdo para la Diputació, que se ha mostrado Partidario de repetición. Incluido ha cargado la figura de la alcaldesa de L’Hospitalet y presidenta hasta ahora del ente, Nuria Maríny la del alcalde de Cornellà, antonio balmon. De ambos ha dicho que son directos «de palabra».

Yes que la semana pasada ERC cerró con el PSC sendos acuerdos en las diputaciones de Tarragona y Lleida, hecho que volvió a recrudecer la lucha entre los dos partidos separatistas. Girona y Barcelona eran las dos ciudades con las que pretendían simbolizar cierta tregua. Sin embargo, sus aviones fueron desmantelados en la capital catalana.

Aún así, los socialistas descubrieron que el desenlace de las negociaciones en el ámbito supramunicipal tardará aún en llegar porque ahora todo el mundo se sostiene que «recolocar» tras lo sucedido en los ayuntamientos. In Junts hay división entre finalmente de pactar con el PSC en la Diputación. De hecho, el presidente del partido, Laura Borrássiempre se ha manifestado públicamente en contra de esa alianza que se tejió cuando aún no llevaba las riendas de la formación junto a Jordi Turul.

crecimiento municipal

noticias relacionadas

A expensas de resolver este episodio, el PSC saca el pecho de sus 127 alcaldios y 1.453 concejales, lo que representa en estos momentos que 6 de cada 10 ciudadanos tener un alcalde socialista, es que se han alzado con la vara en la mayoría de las ciudades más pobladas. En el mandato anterior, será del 29%. A crecimiento de su poder municipal que ha puesto la guinda con la investidura de Collboni, del que han dicho que «se pondrá a disposición» de tanto de los ciudadanos que lo han votado como los que no.

La reunión del ejecutivo se ha centrado también en carar aparte de ahora las elecciones generales del 23 de julio, en las que considerando que nos afectará la Educación con Commons y PP con la que han conseguido la alcaldía de la capital catalana. «Pedimos concentrar el voto útil en el PSC, en la candidatura del presidente Sánchez. No podemos volver a la España del blanco y negro», ha asegurado Tortolero echando mano del argumentario de campaña.